Guias COVID-19

Cómo gestionar el lugar de trabajo durante la crisis de la COVID-19

3 ¿Es viable trabajar desde casa?

De acuerdo con las orientaciones de la OMS, los gobiernos están imponiendo diferentes medidas para contener la propagación de la COVID-19, hasta el punto de suspender las actividades no esenciales, restringir el movimiento de personas o incluso aislar a toda una ciudad. En esta situación de incertidumbre, resulta crucial que los empleadores estén elaborando planes de contingencia para responder a los diversos escenarios que se presenten.

Reducir el contacto cara a cara es una medida importante para mitigar el impacto de la COVID-19. En función de la ubicación y la propagación de la COVID-19, es posible que los empleadores tengan que pedir a los trabajadores que trabajen desde su casa, o que sean los trabajadores quienes lo pidan, si existe esta opción. Sin embargo, considerarán de inmediato adoptar esta medida si la propagación del virus COVID-19 empeora.

También es importante recordar que, sea cual sea el lugar desde donde se trabaje, los empleadores siguen siendo responsables de la salud física y la seguridad de los trabajadores, así como de su bienestar mental durante la ejecución de su actividad.

Los empleadores deben elaborar una directriz u orientación de la empresa sobre el trabajo a domicilio de forma que los trabajadores estén claramente asesorados.

Las respuestas a las siguientes preguntas comunes pueden ser útiles a la hora de que la empresa considere este método de trabajo y redacte una directriz al respecto.

CONTENIDOS